Va FGR por culpables de inundación en Tula

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest

Ciudad de México 22 noviembre._ Para determinar si existieron actos de corrupción o negligencia de parte de funcionarios o exfuncionarios federales, estatales o municipales, que propiciaron la inundación del pasado 6 de septiembre en el municipio de Tula, Hidalgo, la Fiscalía General de la República (FGR) inició una indagatoria.

El pasado 6 de septiembre, el nosocomio se inundó y debido a un corte en el suministro eléctrico dejó a 16 pacientes con Covid-19 sin soporte respiratorio lo que a la postre originó su fallecimiento.

Además, de las acciones de la FGR, el Consejo Técnico del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) aprobó destinar una bolsa de hasta 35 millones de pesos a los deudos de los 16 pacientes del Hospital General de Zona No. 5 que murieron a consecuencia del desbordamiento del Río Tula, en Hidalgo.

En un acuerdo publicado en el Diario Oficial de la Federación, el IMSS aprobó un Plan Integral de Atención (PIA) que abarca becas estudiantiles, hasta los 25 años según corresponda y otro tipo de apoyos económicos a las familias.

“Es necesario establecer el PIA que contemple las medidas y apoyos para los núcleos familiares de las 16 personas fallecidas, las cuales deben ir dirigidas a dar continuidad o reconstruir su proyecto de vida”, estableció el IMSS.

La denuncia

La indagatoria está a cargo de la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción de la FGR y se inició luego de que el medio Animal Político publicó que la tragedia no es atribuible a la lluvia que cayó o a situaciones imprevistas, sino resultado de a una serie de decisiones y respuestas que premeditadamente se tomaron. A partir de dicha publicación la senadora, Xóchitl Gálvez, presentó una denuncia de hechos ante el Ministerio Público Federal.

Anteriormente la FGR ya había iniciado una investigación por el delito de homicidio culposo en agravio de las 14 personas que fallecieron en el hospital federal, pero el nuevo expediente se centrará en las posibles responsabilidades por acción u omisión de los servidores públicos.

El escrito de la denuncia a partir del cual se ha iniciado la indagatoria, y que serán los hechos que la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción (FECC) investigará, centra el análisis en dos situaciones: la lentitud de la atención ante la emergencia y las decisiones tomadas que generaron el desbordamiento del Río Tula.

Con información de Forbes y Animal Político

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on tumblr

Noticias Relacionadas